CASO MATUTE

jueves

HOMICIDIO DE HUGO DIAZ, EL BOMBERO

Denuncia Pública 

Hugo Diaz (bombero y ayudante de gásfiter), mientras realizaba labores de gasfitería en el baño al interior de la que hoy es la 3ra. Comisaría de coronel. Escucha una conversación entre un par de policías (individualizados) que situaban el camino a Santa Juana como paradero de Matute. Los policías dan cuenta de la presencia del bombero, lo increpan en duros términos sobre si había escuchado algo y para que saliera de lugar inmediatamente.

El joven se va y una vez en su hogar le comenta ingenuamente a su abuelo (gásfiter) que sabía que Matute se encontraba camino a Santa Juana y que podrían pedir una recompensa. También le contaría a varios de sus amigos.

A los pocos días Hugo sería asesinado según “parte policial” de 12 puñaladas, no obstante y según personal del hospital donde fue atendido más la comprobación del mismo cabo Marcos Martínez se pudo establecer un número de 28 puñaladas en el cuerpo del crimen, (Crimen Expresivo).

HOMICIDIO DEL CABO DE CARABINEROS MARCOS MARTINEZ

El cabo Martínez, siguió con la investigación para dar con el paradero de los agresores y establecer la motivación de éstos (sicarios) en circunstancias que ni siquiera le habían robado. Por lo que sigue la pista del camino a Santa Juana que había revelado el bombero.

A. El domingo 18 de junio de 2000, la Madre del cabo Martínez, preocupada por el estrés de su hijo a quien incluso le recetaron un medicamento para conciliar el sueño. Le preguntó a su hijo en que andaba y él le respondió que se encontraba investigando el caso Matute (desde el mes de Marzo) 1ra. revelación. La Madre insiste y le pide mayor información, frente a lo cual Martínez le comenta en reserva, que Matute se encontraba enterrado en el camino a Santa Juana y sobre su contacto que era un “viejito”.

B. El día jueves 29 de junio de 2000 se encontraba la sobrina de Marcos Martínez trabajando en la computadora de su hogar. Llega éste a la pieza y le pide un momento la computadora para demostrarle algunos trucos que había aprendido en su trabajo. Mientras le demostraba lo aprendido, la sobrina le pregunta por qué andaba siempre como apurado y en que estaba trabajando. Este le responde que en el caso Matute… ella se ríe y le contesta “…Vos poh el más Bacán, el más Capo, vai resolver el caso Matute…?” y Martínez le contesta, golpeando con palmadas su pecho,… Yaa esperaté no más en un par de días y verás...” 2da. Revelación (6 días más tarde Martínez se suicida 10 a 12 horas de muerto)

C. Le comentó de esto, también a sus compañeros de equipo (3ra. Revelación) y luego de dos días lo involucran en un supuesto cartel del carbón en el que según policías sería guardaespaldas de un narcotraficante (hoy judicialmente descartado). Lo tenían retenido en una comisaría de Concepción. Mientras se encontraba retenido, se enteró de la presencia, en la comisaría, de un abogado que representaba a otro de los involucrados en el falso cartel. Martínez se escabulle de sus cuidadores, atraviesa de un extremo a otro la cancha situada al interior de la comisaría, llega hasta el abogado y le expresa su deseo de contar con sus servicios profesionales para hacerle llegar al juez información relevante sobre el caso Matute y le agrega lo siguiente “…Lo que pasa es que todo esto, es una cortina de humo para terminar de manera irregular el caso Matute…” “…Tengo pruebas de esto y se las entregaré mañana…” 4ta. revelación (La frase sería ratificada por la justicia una vez fallada la absolución de los jóvenes inocentes procesados y de la absolución de los supuestos implicados en el falso cartel). El abogado queda de juntarse al otro día con Martínez, para lo cual le hace entrega de una tarjeta con el número de su celular escrito al reverso y en manuscrito.

D. Durante la tarde y luego del encuentro con el abogado llama a su esposa y a su hermana para avisarles que lo esperaran en pie. Porque llegaría a casa a eso de las una de la madrugada y tenía algo urgente que comentarles. Martínez fue trasladado a Coronel en búsqueda de unos documentos que demostrarían su inocencia (hoy 3ra. Comisaría) y como a las 22:00 hrs. le solicita a uno de sus compañeros de equipo y amigo, que vaya hasta la casa de su hermana para hacerle entrega urgente de la tarjeta que el abogado le había entregado durante la tarde (le comenta a vista de otros policías)

“…Llama a mi esposa y que llame al abogado, pues estoy detenido en Concepción, yo vine a buscar unos documentos y tengo que regresar a Concepción. Te la paso (tarjeta abogado) porque tengo miedo que me la quiten, estos gueones me quieren cagar… ya me tienen cagao”. Su amigo y compañero cumple con lo encomendado, pero le manifiesta a la hermana de Martínez que el ya había hecho lo que tenía que hacer y que por favor no lo llamara más o visitara nuevamente en su casa.

E. Al otro día, mientras el abogado se dirigía a reunirse con el cabo Martínez, recibe una llamada que le avisaba sobre “el suicidio” en coronel de su cliente. De la hora de fallecimiento primero se le informan a la familia que fue a las 06:00 hrs., luego a las 07:00 am, después a las 04:00 am. El SML dice que se ignora la hora de muerte No obstante el cuerpo periciado (científicamente) por LABOCAR a las 08:00 AM indica que la data de muerte fue entre 10 y 12 horas antes , es decir inmediatamente después que el cabo Martínez le entregara el mensaje y la tarjeta del abogado a su compañero.

F. La lista de los detenidos en la cárcel de la Comisaría esa noche, para que sirvieran de testigos, nunca pudo ser encontrada.

G. Le entregaron el ataúd sellado y con escolta a la familia. La explicación era que el rostro del cadáver estaba destrozado por el gran poder del arma suicida (calibre 38, 1.500 metros de distancia a 250 metros por segundo) la familia no conforme con la explicación, debido a tantas irregularidades y aprovechando el cambio de guardia (05:00 am) procede a cerrar las puertas de su hogar durante el transcurso de 5 minutos, tiempo en el que pudieron fotografiar el rostro del cadáver que se encontraba intacto, no obstante se pudo constatar que el zona de la nuca tenía todo quebrado, los dedos estaban fracturados y le habían sido extirpados las 10 falanges de sus manos ( que fueron extraviadas).

***El suicidio fue supuestamente cometido con un arma diferente a la suya (sacada por Martínez desde el “armillo” según informe policial), en circunstancias que su arma de servicio se encontraba con municiones en el fondo de su escritorio de trabajo, antecededida por una bolsa de algodones que Martínez le había comprado a su hija pequeña.

H. Una vez entregadas las ropas del occiso a su familia y luego del paso de algunos meses. uno de los familiares del cabo Marcos Martínez se percata de un bulto en el interior del forro de su chaquetón. También observa de una costura descocida en uno de los costados de la prenda, procediendo a introducir su mano para retirar una libreta de bolsillo color rojo, en cuyo interior estaban escritos los nombres de los 5 asesinos del joven bombero y datos que sindicaban el camino a Santa Juana como paradero de Matute. Información complementada con el mapa dibujado que también con posterioridad al deceso de Martínez, sería encontrado dibujado en manuscrito al interior de su agenda personal.



Publicar un comentario